jueves, 22 de octubre de 2009

Tengo

Hay un puto axioma
que gobierna mi vida:

al dolor lo sucede la paz,
desordeno los colores,
empiezo por cambiar
las gotas de lluvia

un viaje a tu ropa,

pito una vez y otra mas
para aterrizar al mundo confundido
y abajo hay carnaval
y nadie se toma lo amargo de mi trago
pero se toman mi sal

(como si fuese lo único importante)

gasto entonces varios vuelcos
conjugando así mis únicos verbos
- tener y sentir,

la única voz que necesito se te evaporó hace tiempo
los de abajo
se gastan la espuma en la calle
y el vacío me lo llevo yo.

Manoteo bolsillos prestados,
rescato un último soplo
para prenderme fuego,
ya tengo los ojos llenos de cenizas,
(asi nunca voy a poder llorar)
las leyes de gravedad me friccionan la cabeza
desde ahora soy reacción en cadena,

una fibra íntima,
una ficha de diez
para jugarle un pleno a mis errores repetidos,

yo lo sé,
entre toda esta gente ........... te voy a cruzar,
y ahí es cuando me vienen a gobernar
las leyes del instinto,
..........................la causa por el efecto
.....................................................y caigo en la cuenta

...................yo sé que soy
...................evidentemente
...................un adicto perverso


...................................a esos putos axiomas siniestros.

5 comentarios:

Gabriel dijo...

Un poema intenso, para volver a leer.

Recibe un abrazo y los deseos de que pases una Navidad junto a la gente que te quiere y un mejor año

Gabriel

Dany dijo...

Wi, vos sabés que me encanta lo que escribís, pero hasta que descifré todo esto, me perdí un par de veces en la teoría axiomática de la poesía!!!
Me encantó como siempre...
Volviendo desde algún lugar.
Beso!!

Brujo dijo...

Gracias Gabriel, por estar siempre, un abrazo enormes y felicidades.

Para vos coterranea, otro abrazo enorme, espero estés bien y la pases con tus niños!!!

Besos Poetas!!!

ANGEL VIRGILIO dijo...

Es un placer inmenso encontrar tu poesia que admiro y respeto. Un abrazo fuerte hermano.

daniel reyes dijo...

Dejar palabras a tu obra es como agregarle arena al mar...